Viene la primavera por lo que es momento de hacer limpieza y cambios en casa

Sharing is caring!

Estamos ya saliendo del frío en algunos lugares del país. Por lo menos en mi ciudad, el sol comienza a brillar y con ello las temperaturas están comenzando a ser mucho más agradables.

Esto nos invita a realizar cambios en la casa para recibir la próxima primavera.

Pues bien, esta época es un buen momento para realizar nuevamente una limpieza así como ajustes y cambios para recibir la próxima temporada de calor que se está por tocar la puerta.

La limpieza del hogar, más si se realiza a profundidad, es un buen comienzo. Así podrás darte cuenta que cosas necesitan ser reparadas, dares un mantenimiento o simplemente hacer cambios.

Resultado de imagen para limpieza del hogar

Entre las cosas que ya podemos realizar en esta etapa son:

a) Superficies

Desempolvar y limpiar todas las superficies con un limpiador en aerosol natural o un paño de microfibra húmedo. No olvides los interruptores de luz que se usaron mucho en el invierno.

Dale a los espejos una vez más con una solución de alcohol metílico y agua (1/4 taza a 1/2 cubo de agua).

No uses periódico, ya que la tinta puede manchar, es mejor la microfibra.

b) Guardarropa

Los armarios a menudo pueden albergar el desagradable moho y el polvo y ya que vamos a realizar un cambio de sacar las cosas ligeras y guardar las de frío, entonces viene bien el limpiar las superficies, aspirar los rincones y retirar los escombros.

Resultado de imagen para tips para limpiar la casa

Limpia los estantes con una solución de vinagre y agua. Dejar secar completamente antes de guardar la ropa.

Reemplaza cualquier absorbente de humedad y bolsitas de fragancia si es necesario.

Si, mientras limpias tu guardarropa encuentras que el moho es un problema, vale la pena colocar algunas soluciones como los absorbente de humedad.

c) Ventanas

Lava las ventanas por dentro y por fuera. Usa una escobilla de goma para obtener un acabado sin rayas.

Limpie cualquier ventana deslizante o riel de la puerta, ya que tienden a ser un refugio para el polvo.

Cambia tus cortinas colocando las que son más ligeras y si tienes colocadas unas más gruesas, dependerá si es posible que las laves en casa o las mandes a la tintorería para guardarlas.

d) El aire

Considera invertir en una unidad de purificación de aire o ventilador. Esto ayudará a mantener tu habitación ventilada y tendrás a raya a los alérgenos transportados por el aire como el polvo, el polen y las esporas de moho.

Puedes comprar uno que purifique toda la habitación, o una máquina personal que se puede colocar en una mesita de noche y entregar aire purificado justo donde se necesita.

Separa los conductos de ventilación del aire acondicionado y lávalos en una solución de vinagre, jabón y agua.

Esto disolverá la mugre y eliminará el polvo de la superficie. Seca los respiraderos completamente antes de volverlos a colocar en su lugar.

Si tienes un aire acondicionado de ciclo inverso, es posible que debas limpiar la unidad de pared.

El polvo y los escombros pueden acumularse tanto en la unidad interior como en la exterior, lo que restringe el flujo de aire.